Inicio > Uncategorized > EL ANTES, DURANTE Y DESPUES DE LA PRIMERA VISITA DE HOSPITAL (DOCTOR YASO)

EL ANTES, DURANTE Y DESPUES DE LA PRIMERA VISITA DE HOSPITAL (DOCTOR YASO)

EL  ANTES, DURANTE  Y  DESPUES DE LA  PRIMERA  VISITA  DE  UN  PAYASO   DE   HOSPITAL  (DOCTOR  YASO)

YA SOMOS 98 DOCTORES DE LA RISA! LA FAMILIA ESTA CRECIENDO !

 

     En beneficio de la agrupación, los coordinadores y facilitadores  de la  Organización Doctor  Yaso, enseñan   una  serie  de  estrategias  enfocadas  al  juego  y  a  la comunicación  visual, verbal  y corporal, dichos aspectos son  fundamentales en la formación de los payasos de hospital, los cuales aplicarán  durante  las  visitas  a  los  diferentes  centros  de  salud    ( Hospital  Central, Oncológico, Hospital del  Seguro  Social y  Ancianatos).

     Antes  del  primer  acompañamiento, el aspirante yaso,  está  inmerso  en  una  serie  de  sentimientos  y  expectativas  acerca  del  primer  encuentro  con  los  pacientes  y  mucho  más,   cuando  su  profesión  u  oficio  no  se   encuentra relacionada  con  el  ambiente   hospitalario.

     Son   interesantes  los  comentarios  que  hacen  los  nuevos yasos,  antes  de  ponerse  en  contacto  con  la  realidad  que  envuelve  a  los  niños/ñas  y jóvenes que   se encuentran  internados   en dicho lugar, se percibe   una  combinación  de  alegría,  expectativas,  nervios,   interrogantes  y  otros  pensamientos  que  pasan  por la mente del yaso.

     Con el propósito  de apreciar lo mencionado,  se hace  referencia  al testimonio de Julio César  Duque Contreras cuyo  nombre  de payaso  es  Oti, integrante de la reciente promoción  Doctor Yaso, dicha  narración  encierra  el  antes, durante  y  después  de  su  primera  visita:

“  Todo tiene un origen, que da inicio a un  una nueva vida, desde que empecé  el  año  académico 2010-2011  en la Universidad  Católica  del  Táchira  mi interés  por pertenecer  a  Doctor Yaso  fue grande, estaba seguro  que poseía  vocación  y  paciencia   para esta  labor. En  mis  tiempos  libres pasaba  a  saludar  a  los  coordinadores  de la  organización  y  ha su  vez  les  preguntaba  sobre  el  curso  de  preparación.  El día que  llego  la planilla de inscripción  al correo, sentí  mucha  alegría y  felicidad porque me dije por fin logre alcanzar, una de mis metas.

      En la  primera  jornada del Taller todos llegamos y pensamos que iba a ser algo aburrido donde solo se hablaría, para sorpresas de  todos  fue lo contrario,  ahora que nos graduamos por decirlo de  alguna  manera  lo  extrañamos, fueron  grandes experiencias que se  vivieron, el conocer grandes amigos y encontrar el lugar deseado, es una de las muchas cosas que logramos conseguir en esos días de preparación.

      Igualmente  descubrí  nuevas maneras de sonreírle a la vida, y seguir adelante con gran regocijo;  al pasar los días anhelábamos que las horas pasaran rápido para llegar  al taller, se  desarrollaba  de  6:00 a 9:00 pm.  y  que durante  el  mismo las  horas  fueran  lentas  porque  los juegos, las conversaciones, improvisaciones y  las  actividades  eran  interesantes y maravillosas. En el último día del taller (Viernes), nos encontramos  con  los  yasos  antiguos  e  igualmente compartimos  con  ellos,  las  diferentes  actividades  que  se  desarrollaron  durante  la  preparación  de  Doctor  yaso.

     Al recibir la información  de vernos  el  Sábado    en  el Hospital  Central, 8:00  de la mañana, fue satisfactorio y emocionante, decirme que  por fin después de tanto tiempo de espera logre entrar al taller y culminarlo con  éxito para hacer mi primera visita como  Payaso  de  Hospital.

 Para  levantarme  temprano  coloque el teléfono ha despertar a las 6:45 am, pero  no  fue  necesario  porque  me desperté  10 minutos antes de que sonara el celular, cuando faltaban 15 minutos para las ocho (8:00),  la emoción era más grande al llegar  al centro hospitalario, poco a poco llegarían  los  compañeros  yasos  y  al  verlos  juntos  las  expectativas crecían,  no dejaba de conversar y preguntar   ¿Como seria ese  primer  encuentro con los  pacientes?, en un abrir y cerrar de ojos ya estaban todos. Pronto nos  dan las indicaciones  de  seguir a un compañero que nos llevaría  a una de las áreas   del  piso 9  y allí  nos cambiaríamos,  al llegar fue una grandiosa  impresión , y me decía esto es lo máximo, y  ha  su  vez  reflexionaba que muchas  personas  por  temor de no arriesgarse a probar nuevas experiencias,  desaprovechan momentos tan especiales.

     Al  rato el  Padre Jesuita Dizzi   Perales (Coordinador de cultura de la UCAT), comienza hablar  con cada uno de los yasos antiguos para la entrega de las batas, todos los nuevos ponemos atención agrado, este momento lo relacione con mis estudios de bachillerato, cuando cambie de color de camisa de  azul a caqui, se siente gusto y conmoción.

     Posteriormente antes de entrar a las habitaciones, todos nos  agarrarnos de la mano, con el objetivo de transmitir buena energía  y  mencionar  una frase o palabra que en dicho momento se desee expresar, todo estos tiempos antes de la visita están cargados de cierta tención, nervios y entusiasmo, y con las ganas de empezar ya.

     Una vez  seleccionada  la pareja de visita (duplas)  para ir a cada habitación,  caminamos los pasillos del piso nueve (9)  y ver los pacientes a los largo y ancho del mismo, se ve todo especial, intrigante  y satisfactorio (bajo la visión del  payaso), puesto que quería regalar sonrisas y un momento de gozo ante la realidad hospitalaria;  en pocas palabras fue excelente  y rápida la visita que  llego las once (11) y era el momento de retirarnos del  momento especial.

     Para despedirnos  mi compañera Pirulita y yo, fuimos hasta la última habitación , y nos regresamos visitando una por una, fue muy divertido y conmovedor, porque con la nariz de payaso  puedes hacer muchas cosas, la timidez no está presente y  mucho menos la pena, ya que le  sonríes y  saludas a todo el mundo.

     Para finalizar, puedo decir que   la primera visita como payaso de hospital, ha sido una de las más grandes experiencias en toda mi vida y la de todos mis compañeros de promoción, así me lo manifestaron, por ello le pido ha Dios que bendiga a todos los Payasos de Hospital”

     Luego de la visita, todos los Doctores de la risa se reúnen (cerca de emergencias pediátricas)  para  compartir  sus vivencias  del antes y  durante, también  sus anécdotas  y  aprendizajes.

      En  fin la visita número uno (1) es trascendental para todo payaso de hospital, ha  partir de dicho momento  se recapacita sobre la importancia de la vida  y se fortalece una  empatía hacia el  hospitalizado.

    Cabe destacar que gracias al nuevo ingreso,  la  familia Doctor Yaso San Cristóbal, posee aproximadamente noventa y ocho  (98) integrantes, por ende dicha cantidad provee de energía positiva a la agrupación.  

EL DESPUES (COMPARTIR) DE LA VISITA ES FUNDAMENTAL PARA DOCTOR YASO!

AUTOR: MSC. JOSÉ RENATO BECERRA

Anuncios
Categorías:Uncategorized
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: